Skip to main content
icono embalaje  Envíos gratuitos en península
icono transporte  Entrega a domicilio en 72h
icono tarjeta  Pagos 100% seguros

Cómo sacar provecho a una oficina pequeña

Cuanto más tiempo pases en tu escritorio, más importante será que tengas un espacio de trabajo eficiente y cómodo. Pero si eres freelance y trabajas en casa o tienes una oficina pequeña, a veces puede ser frustrante.

Acompáñanos a ver algunas sugerencias sobre cómo aprovechar al máximo los pequeños espacios de trabajo.

Aprovecha las zonas comunes

Si tu oficina forma parte de un grupo de oficinas pequeñas, has optado por trabajar en un coworking, o si se trata de un espacio de oficina abierto con muchos cubículos, puede parecer que hay mucho agobio.

A veces no hay forma de evitarlo. Las personas necesitan espacios individuales para trabajar. Pero cuando sea posible, es una buena idea hacer que estos sean lo más funcionales posible. Las salas de conferencias y los espacios comunes, deben configurarse de modo que puedan usarse como espacios de trabajo cuando las personas necesitan un cambio de escenario, desde sus espacios reducidos.

Asegurarse de que los espacios compartidos están distribuidos de modo estratégico puede ayudar a aprovechar al máximo el espacio, y hacer que el área pequeña parezca más grande.

Deshazte de lo que no necesitas

Al igual que con cualquier espacio pequeño, eliminar el desorden puede marcar una gran diferencia. Recorre el espacio a fondo, eliminando todo lo que no usas y ya no quieras. Así te podrás mover con tu silla de oficina sin ningún problema.

Dona lo que puedas, recicla lo que no se puede donar y tira el resto. Elimina todos los elementos que están almacenados, pero que ya no son útiles, puede ayudar a revelar un espacio extra que no sabías que tenías, y que se puede usar de manera más productiva.

Deshazte del papel

Aunque no lo creas, el papel ocupa mucho espacio. Aunque es bueno tener copias físicas de ciertos documentos importantes y contratos comerciales, puedes ahorrarte muchos dolores de cabeza, si haces un esfuerzo por trabajar sin papel.

Hay un puñado de programas de software que facilitan la creación de contratos y la firma digital de las partes apropiadas. Una vez que tengas instalado un sistema de archivo y almacenamiento digital, te sorprenderás gratamente de lo fácil que es mantenerse organizado y ubicar las cosas cuando las necesitas. Además, podrás deshacerte de esos voluminosos archivadores y crear espacio adicional. ¡También contribuyes al medio ambiente!

Compra muebles a medida

No niegues el hecho de que tienes una oficina pequeña para trabajar. Mejor aprovecha espacio y compra muebles que sean del tamaño adecuado.

Los muebles grandes y voluminosos pueden hacer que un pequeño espacio de oficina se sienta aún más pequeño, y puede agobiarte. Con esto en mente, renuncia a los grandes escritorios tradicionales y los archivadores gigantes. Opta por muebles de menor escala con formas más abiertas.

Invertir en muebles a medida puede ser una alternativa más económica y viable que encontrar un espacio más grande (y probablemente más costoso) y reubicar tu negocio.

Utiliza muebles multiusos

Si vas a comprar muebles a medida, intenta que éstos tengan más de un uso. Además de escritorio debe servir para almacenar, y con un color que aporte sensación de amplitud y que aporte luz.

Haz lo mismo con los demás muebles, y así puedes aprovechar más el espacio, dará un aire innovador a tu oficina, y no la clásica oficina aburrida y de color madera.

No te desanimes por tener poco espacio para tu oficina, una oficina pequeña puede ser más útil que una grande. Si le das tu toque personal y funcionalidad, no notarás nunca que el espacio es reducido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *